Colombia

A 8 años y 4 meses condenado exsenador Bernardo Miguel “Ñoño” Elías

Así lo decidió en las últimas horas la Sala Especial de Primera Instancia de la Corte Suprema de Justicia, quien decidió y condenó al exsenador Bernardo Miguel ‘Ñoño’ Elías bajo los delitos de concierto para delinquir y lavado de activos en relación con el escándalo de sobornos de Odebrecht a 8 años y 4
meses de prisión en establecimiento carcelario y le impuso una multa de 15.008 salarios mínimos legales mensuales vigentes.

Pese a que Elías Vidal había sido condenado en 2018 a 6 años y 8 meses de prisión por cohecho y tráfico de influencias, la sentencia no cobijaba estos dos delitos que el exsenador sólo aceptó hasta el pasado 19 de mayo.

Bernardo Miguel Elías Vidal no solo permitió ser permeado por la corrupción, sino que se adhirió a una organización delictiva que atentó en forma permanente contra el Estado afectándolo patrimonialmente, dispuso a su antojo de funcionarios, eludió las cargas tributarias que debía asumir, ocultó y dio apariencia de legalidad a los dineros que él y aquellos con quienes se asoció recibieron por estas tareas y obvió las atribuciones y controles que tanto las autoridades públicas como el sistema financiero prevén para regular el curso del dinero”, dijo la Corte en la decisión.

‘Ñoño’ Elías, quien en su momento aceptó su participación para que le fuera concedido a Odebrecht de manera irregular el otrosí número 6 del contrato de la Ruta del Sol II, para el tramo Ocaña-Gamarra en la condena de 2018. Y, ahora, aceptó haberse asociado con los directivos de Odebrecht, funcionarios públicos y particulares entre 2009 y 2016, para realizar conductas contrarias a la ley, a la administración de justicia y al sistema financiero.

Por su parte, para la Corte frente al caso del contrato de estabilidad jurídica, Odebrecht habría aceptado darle a ‘Ñoño’ Elías una coima de 4.000 millones de pesos a través del también exsenador Otto Bula que fueron pagados por la multinacional a través de una firma que giró el dinero a una cuenta de la empresa Transmitir y Comunicar de Hernando Mario Restrepo.

Sobre la adición del contrato Ruta del Sol tramo II, tramo Ocaña-Gamarra, se acordó una coima de 2% para Elías Vidal, 1 % para otro congresista, el 0.5 % para Otto Bula y otro 0.5 % para Federico Gaviria. La exposición de la Corte, que aceptó Elías Vidal, indica que la “comisión” fue pagada por la vía de contratos simulados celebrados entre la Concesionaria Ruta del Sol S.A.S y el consorcio SION, representado por Gabriel Alejandro Dumar Lora por $6.062 millones.

En total, dijo la Corte, en contratos simulados, Vidal recibió aproximadamente 14.000 millones de pesos.

La Sala Especial de Primera Instancia de la Corte Suprema dijo que no es irregular que los empresarios busquen convencer a los miembros del Congreso y a los funcionarios con competencia para definir aspectos de inversión pública e indicó que, lo que no es válido es que, “con el ánimo de acceder a una contratación excesivamente costosa, además de que el contratistas, por más prestancia y presencial multinacional que obtenga gabelas acudiendo a resquebrajar la moralidad de los funcionarios públicas encargados directa o indirectamente de esos ámbitos contractuales, legislativos y financieros”.

La Sala dijo que no es irregular que los empresarios busquen convencer a los miembros del Congreso y a los funcionarios con competencia para definir aspectos de inversión pública e indicó que, lo que no es válido es que, “con el ánimo de acceder a una contratación excesivamente costosa, además de que el contratistas, por más prestancia y presencial multinacional que obtenga gabelas acudiendo a resquebrajar la moralidad de los funcionarios públicos encargados directa o indirectamente de esos ámbitos contractuales, legislativos y financieros”.

Pero más censurable es que los servidores permitan tal manipulación, la normalicen y propaguen para, finalmente, embelesados por el poder que les ha sido conferido, doblegar las iniciativas y principios mínimos contenidos en la Carta Política en beneficio de terceros e incidir en otros funcionarios para que obvien el cumplimiento de sus responsabilidades, llenando por demás sus bolsillos y los de sus amigos, todo ello en contravía del bien común”, dijo la Corte.

La Sala dispuso que, a manera de reparación simbólica, Elías Vidal ofrezca públicamente disculpas a favor de la Agencia Nacional de Infraestructura, en audiencia y a través de un diario de amplia circulación nacional.

En la audiencia de aceptación de cargos, Elías Vidal pidió perdón: “No me queda mucho que decir sino pedirle inmenso perdón al país por esta actuación que manchó para siempre mi nombre y el de mi familia. Sí estoy arrepentido de todo esto que se hizo. Estoy pagando, me estoy poniendo al día con la sociedad por haberle fallado a mi país. Me queda decir que no volveré a cometer estos actos”.

ET

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0 %